Skip to content

Main Menu

Como armar el arbolito sin desarmar el presupuesto

Falta poco para comprar los presentes para las fiestas, L.A.C.C.U. recomienda confeccionar una lista de regalos, cotejar precios, averiguar si se pueden devolver, hacer un presupuesto y sólo después salir de compras. Si dejamos de lado estos controles, seguramente luego de las celebraciones vamos a quedar en “un estado de resaca financiera”, tan poco deseable como la del otro tipo
Hay que estar muy atentos pues son cada vez más los riesgos que acechan a los consumidores entre ellos encontramos el informalismo y el creciente uso de Internet para hacer compras. Si lo hacemos por este medio hay cosas que los consumidores tenemos que tener en cuenta . Primero saber si quien está ofertando tiene respaldo como empresa, si lo avala una trayectoria. Debemos aclarar: no estamos en contra de esta nueva forma de consumo sino que debemos estar en alerta, por tal motivo ya hemos publicado en nuestra página consejos para cuando realizamos compras por la red.
Para muchos el ritual de los regalos navideños todavía guarda el placer de salir de compras. Y allí los riesgos, tal vez, sean mucho mayores.
Para estas Fiestas tenemos varios consejos para el antes, el durante y el después. Por ejemplo, lo primero es hacer nuestro presupuesto, no podemos salir a gastar sin saber cuánto tenemos o cuánto podemos disponer. Una lista de obsequios y para quiénes son, porque generalmente se piensa solamente en el regalo y a veces nos olvidamos de la persona a la que va dirigido el presente. No vale quedarse con el primer precio y, sobre todo, averiguar si se admiten devoluciones, ya que media un tiempo entre la compra y la entrega del mismo. Estos son requisitos básicos tanto para esta época, como para comprar en cualquier momento.
Para  “después”, lo que recomendamos es guardar los recibos y facturas, no hay que olvidarse que esto es el único documento que tendremos para hacer reclamos. En muchos casos, ese documento también puede hacer las veces de garantía.
No debe hacer compras impulsivas, siempre es conveniente tomarse un tiempito, unos minutos para pensarlo mejor y no arrepentirse, para no llegar a casa y decir : ¿para qué me metí a comprar esto? Algunas veces los mejores regalos son los que hacemos en casa, no es tanto el valor sino el significado, el mensaje y el afecto que queremos y logramos transmitir

Les desea

L. A. C. C. U.

¡Felices Fiestas!

¡Felices compras!

¡ Felices Resultados!

¡Algo más que palabras!


Comentarios

  1. fred perry Octubre 24, 2016

    Es poco frecuente encontrar a blogers con conocimientos sobre este asunto , pero creo que sabes de lo que estás hablando. Gracias compartir un articulo como este.

    • LACCU Uruguay Octubre 24, 2016

      Muchas gracias por tan amables comentarios. Atte. LACCU

Agregar comentario

Requerido

Requerido

Opcional