Skip to content

Main Menu

Responsabilidades del empleador

  1. Pagar el salario dentro de los primeros 5 días del mes siguiente a que estos haberes se han generado (trabajador mensual). NO EXISTE OBLIGACIÓN JURÍDICA ALGUNA DE ABONAR BOLETOS, VIÁTICOS O SIMILAR, SALVO QUE ASÍ LO ACUERDEN LAS PARTES.
  2. Inscribir a la trabajadora en el BPS (desde el primer día de la relación y aunque se encuentre en período de prueba)
  3. Contratar con el BSE póliza por accidentes de trabajo para la trabajadora.
  4. Conceder y respetar los descansos intermedios, nocturnos y semanales de la trabajadora.
  5. Conceder licencia anual a la trabajadora de acuerdo a la normativa legal.
  6. Conceder licencia por matrimonio, adopción, duelo o estudio de acuerdo a la normativa legal.
  7. Abonar a la trabajadora licencia, salario vacacional y aguinaldo de acuerdo a la normativa legal.
  8. Abonar a la trabajadora Horas Extras si excede la jornada laboral para la que fue contratada.
  9. Extender recibos de acuerdo a las disposiciones reglamentarias vigentes.
  10. Suministrar a la trabajadora implementos de trabajo e indumentaria adecuada al cumplimiento de su tarea.
  11. Realizar las retenciones de aportes de seguridad social a la trabajadora y verterlos junto con sus aportes en la forma establecida por el BPS.
  12. Aplicar los aumentos que se fijen para los salarios del sector sea por Laudos de los Consejos de Salarios sea por Decreto del Poder Ejecutivo.
  13. Abonar la prima por antigüedad que por derecho corresponda a la trabajadora.
  14. Abonar las compensaciones adicionales que correspondan a la trabajadora por realizar trabajo nocturno o fuera del lugar habitual de trabajo.

 Elementos a tener en cuenta por el empleador

  1. El margen de decisión y acuerdo entre el empleador y su trabajadora, (una vez decidido que se dará inicio a una relación laboral), es relativamente pequeño y residual ya que derechos y obligaciones de ambos surgirán mayoritariamente de Leyes, Decretos y Convenios Colectivos, entre otros.
  2. El trabajo doméstico, como toda otra actividad laboral debe desarrollarse en un contexto de respeto mutuo.
  3. La mayor garantía para el empleador no es el paternalismo respecto de la empleada doméstica sino el estricto cumplimiento de sus deberes y la legítima exigencia respecto de sus derechos.